Voluntariados

Casi siempre estamos felices de recibir voluntarios, ¡especialmente en la temporada seca de octubre a mayo!

Trabajar como voluntario con nosotros es una gran oportunidad para vivir con simplicidad en el bosque, aprender y adquirir experiencia en la construcción natural y la jardinería y disfrutar de la vida comunitaria.

Nuestra tierra todavía está bastante cruda; no hay mucha infraestructura. Ya estamos cultivando algunos de nuestros propios alimentos y tenemos árboles frutales. Tenemos tres pequeños arroyos llenos de pequeñas cascadas y la posibilidad de construir varios pozos para nadar.

Tenemos una cocina al aire libre, un tipi y un taller / casa comunitaria a medio construccion, de dos pisos con espacio para dormir para uno o dos. También contamos con una pequeña plataforma de campamento con techo, por lo que los voluntarios que vengan deberán traer su propia carpa y una bolsa de dormir de buena calidad.

Contamos con un horno de barro para pizza y donde puedes hacer todo tipo de deliciosos panes.

Además de nuestras propias casas privadas, en el futuro se construirámos varias estructuras comunales. En el corazón del proyecto habrá un templo en y alrededor del cual queremos albergar varios tipos de retiros y cursos.

Kolinda está a 30 minutos a pie del pueblo más cercano llamado San Sebastián Rio Hondo, donde hay acceso a Internet y pequeñas tiendas. San Sebastián alberga una pequeña comunidad internacional de personas de todo el mundo, pero está en gran parte alejada del turismo convencional. A menudo nos juntamos para hacer temazcales, cantar, bailar y comer.

A una altitud de 2500 m, hace mucho frío por la noche, incluso helando a veces en diciembre y enero. Al mismo tiempo, cuando sale el sol, puede haber entre 25 y 30 grados centígrados bajo el sol. Si piensa venir, venga preparado para estas temperaturas extremas. La temporada de lluvias suele comenzar en mayo y dura hasta octubre / noviembre.

A cambio de 5 horas de trabajo 5 días a la semana, proporcionamos:

– Estufa de gas para cocinar, leña, agua potable corriente del arroyo, granos básicos (avena, arroz, frijoles, lentejas y toda la comida que provenga de los huertos).

Todos los miembros permanentes de la comunidad, así como todos los voluntarios, contribuyen con 100 pesos semanales para mantener la cocina equipada con alimentos adicionales.

Buscamos voluntarios independientes y autoorganizados. Tendrá que estar cómodo sin electricidad, la tranquilidad del bosque y el brillo de las estrellas.

Buscamos personas para quedarse un mínimo de un mes.

En la temporada seca 2021/2022 vamos a:

– Construir tres casas hechas con técnicas de tierra y carpintería locales, a menudo con expertos locales en construcción de tierra.

– Hacer crecer nuestras terrazas para proporcionar alimentos más variados durante todo el año

– Terminar la casa comunitaria de super adobe / madera con diferentes técnicas de construcción (bahareque, cordwood, superadobe, madera, acabados de marmolina)

Somos una comunidad bilingüe español / inglés, pero el español básico es una gran ventaja.

Si está interesado, envíenos un mensaje en la página de contacto.